¿Cómo mantener a su hombre amoroso y proteger su relación?

Si usted tiene la idea de mejorar su relación amorosa con el fin de conservar una cierta pasión en su pareja, ¿por qué cree que debe hacer cambiar a su pareja? ¿Es que en el momento en que le prometió su más grande amor a su pareja, también comenzó a pensar en que podía perderlo y que debía protegerse contra esa pérdida?

¿Hace usted parte de las numerosas mujeres que se la pasan preocupadas por los sentimientos de su hombre, por lo que su pareja está haciendo para ellas, que a menudo ellas olvidad su propio comportamiento y su propia intención en la relación amorosa? 

 

 

 

¿Cuántas conversaciones y palabras ha compartido con sus amigas y buscado información en línea con el fin de comprender cómo hacer a un hombre amoroso y por qué no es tan amoroso como lo era al comienzo de la relación?

¿Es consciente de que probablemente usted tiene un hábito profundo, sin darse cuenta, de huir de sus propias verdades, de no observarse tal y como es, porque las otras mujeres a las que usted escucha o lee, les gustaría tanto cambiar a su hombre según lo que ellas creen que él debería ser?

 

Lo que su hombre hace no tiene ninguna importancia

Usted mira a su pareja y el parece faltarle energía y pasión, luego como todo el mundo, usted emite un juicio rápido sobre las apariencias. Pero, ¿es realmente una observación de la realidad o bien una creencia en su mente que emite una conclusión, un juicio rápido, sin ninguna comprensión ni atención de la verdad presente?

Obsérvese y verá que usted esta continuamente a la espera de satisfacer su necesidad de ser amada o feliz y usted llama eso pasión o amor. Eso no es el amor, sino un deseo de placer.

Y como usted cree que su bienestar depende de su pareja, entonces usted reacciona a lo que él hace, ya que cree que eso le va a producir, las satisfacciones buscadas. Usted tiene entonces una obsesión por su empleo del tiempo con el fin de garantizarse algo esencial.

Lo que su pareja hace no tiene ninguna importancia con relación a su propio bienestar, pero son tantas las que creen eso, que se necesitaría casi un milagro para ver otra cosa. En realidad, es un milagro comprender que la relación no es un medio para depender de los demás y satisfacer sus necesidades.

 

Una relación no es una herramienta para satisfacer sus necesidades, sino para conocerse

Usted todavía no ha tomado consciencia de su poder de creación y entonces busca controlar a su esposo o a cualquier persona que pudiera satisfacer sus necesidades o sus deseos.

¿No es así como es su vida amorosa? Usted utiliza a un hombre o una relación para obtener algo en lugar de ver que la relación es una herramienta de creación con el fin de que usted pueda aportar algo a los demás y sentir personalmente, toda su grandeza y magnificencia en sentimientos como creadora de sus elecciones expresados libremente.

Pero nadie le ha mostrado su poder, ya que sus educadores y sus padres nunca han sido conscientes de lo que ellos son realmente. Ellos le han enseñado, por hábito aprendido, a dudar de usted, por medio de la negación de sus sentimientos y por medio del juicio a sus acciones. Eso no es lo que usted es, sino lo que usted no es.

 

Este atenta a sus sentimientos y sus emociones

Cuando usted piensa en satisfacer sus necesidades y deseos, usted está en un estado reactivo o imaginativo con el fin de utilizar a la otra persona para satisfacer sus intenciones. Es un hábito aprendido, entonces un condicionamiento de su mente, ya que usted no ha tenido una elección, sino algo que le han impuesto desde su infancia. La ausencia de elección libre es lo que crea el condicionamiento de su pensamiento.

Jamás le viene a su imaginación, percibir ese proceso de ir al exterior en busca de lo que usted no posee y ver toda esa maquinación para satisfacer sus necesidades o deseos egoístas de manera inconsciente.

Como consecuencia, usted utiliza las palabras para manipular a su pareja para que la haga feliz, pero no observa nunca lo que usted está diciendo, lo que está queriendo, lo que está haciendo, lo que está creando en sus relaciones.

Usted no está atenta a sus sentimientos ni a sus emociones que se expresan por medio de la elección o por la reacción. Usted no está atenta a usted misma y usted no es consciente de que usted tiene todo el poder para hacerse feliz, según usted y no según su pareja.

Cuando usted tome consciencia, nunca jamás, usted buscará controlar a alguien para que la haga feliz. Usted transformará su estado actual en uno nuevo, luego usted lo experimentará libremente en sus relaciones y de esta manera sentir la dicha de crear conscientemente, su propio sentimiento de dicha. Esa experiencia le aportará una más grande consciencia de usted mismo como creador de su vida y no a la espera de que la otra persona la haga feliz.

 

¿Cómo creó su situación?

¿Usted desea conservar a su hombre amoroso? Entonces ¿por qué se ha empeñado en imponer una forma de seguridad en su pareja? Nada mata más el amor y la pasión que caer en esa trampa, en esa prisión cómoda, pero que está contra su naturaleza humana de libertad.

En el momento en el que prometió su más grande amor a alguien, usted también empezó a pensar en que usted lo podría perder y como consecuencia, usted buscó protegerse de esa perdida. Su relación amorosa se convirtió ahora en una relación de miedo, sin darse cuenta y usted instauró obligaciones, condiciones, intercambios entre ustedes. Todo eso no es el amor, sino lo que el amor no es.

 

Sea consciente de que todo lo que usted da, usted se lo da a sí misma también

Probablemente, usted siente que el amor y la pasión ya no están presentes en su relación y al ver a su hombre, es evidente que su actitud es la causa. De hecho, usted reacciona en lugar de comprender que su sentimiento, es usted quién lo ha creado en total inconsciencia.

Usted espera a que su hombre haga algo para sentirse amada, pero usted ha creado en su relación, esa forma de seguridad por el miedo de perderlo. ¿Cómo quiere ser feliz, cuando usted depende de los demás para eso?

usted cree que el amor es una consecuencia en lugar de ver que el amor es un eterno comienzo que tiene su fuente en su consciencia de ser, que se expresa luego en una experiencia a hacer y se termina en un sentimiento de bien en usted y en la otra persona. Esa es la verdadera relación amorosa.

Usted ofrece a la otra persona lo que usted quiere para usted. Cuando la otra persona se siente bien en una relación, entonces usted se siente bien, porque eso le regresa. Como consecuencia, usted no tiene la impresión de ser abusada, sino que usted se incluye entre la gente a la que ama.

De esta manera, usted es el amor, usted es un proceso de creación consciente. Esa consciencia inicia por una elección libre y no puede haber una elección, si usted reacciona, ya que esa es una sola posibilidad y no dos al menos. Su imaginación le aporta una posibilidad cuando usted acepta la situación tal y como es y sin ningún juicio.

Pero usted ha olvidado sus estados de ser reaccionando por el miedo a hacer algo para ser feliz. En lugar de ser feliz primero y luego hacer algo en relación con su pareja a partir de ese estado feliz.

Esas son las dos posibilidades entre las cuales elegir. ¿Cuál va a utilizar usted? Es su libertad de elección.

 

 

 

Le gustó? Compártalo o publíquelo en su sitio Web


Dejenos sus comentarios en Google+

Traductora, co-autora, y adaptadora de contenidos editoriales de sitios web, madre y esposa dedicada al hogar el cual hace parte de mi felicidad y me permite construir a cada día la vida que elegi ser como esposa, hacer como madre y tener como hogar. .